Osvaldo González reconoció haber jugado infiltrado casi 8 meses: “Estoy un poco deprimido”

“Desde el partido con Libertad de Paraguay, a mediados de mayo, que me empezó a molestar la zona del pubis. Me sentía muy bien y después tuve un bajón".

No está pasando por un buen momento el defensa de Universidad de Chile, Osvaldo González, luego de que un edema en el pubis lo dejara fuera de la selección nacional de Jorge Sampaoli que enfrentará el 15 de enero a Senegal y el 19 a Haití como preparación para las clasificatorias.

"Sí, la verdad es que estoy bastante triste, todos estos días he estado un poco deprimido", le reconoció el zaguero al diario El Mercurio.

"Venía de las vacaciones con mi familia, hacía rato que no teníamos un momento juntos y llegaba a la selección, qué más podía pedir. Todo parecía que iba muy bien para mí y pasó esto, me dejó muy mal", agregó.

Pero lo que verdaderamente tiene preocupado a Osvaldo González, es que hace 8 meses que arrastra esta molestia y que viene jugando infiltrado desde antes del final del Torneo de Apertura.

"La verdad es que llevo mucho tiempo con esta lesión, unos ocho meses, y no se me ha quitado, pero pensé que me había afectado la falta de descanso y que en las vacaciones mejoraría. Por ese lado fue sorpresivo, porque se había agudizado el dolor".

González además señaló que, “Desde el partido con Libertad de Paraguay, a mediados de mayo, que me empezó a molestar la zona del pubis. Me sentía muy bien y después tuve un bajón. No sé si fue producto de eso, pero lo concreto es que no me cuidé, jugué infiltrado varios partidos, los partidos decisivos, la final contra O'Higgins".

Eso sí, el zaguero de Universidad de Chile está confiado en que tendrá su opción en la “Roja”.

"Uno nunca pierde la esperanza de estar en la selección, y creo que lo positivo es que esto ocurrió a comienzo de temporada, lo que me da margen para recuperarme y volver a la U. Si estoy bien en Universidad de Chile, tengo posibilidades de ser llamado a la selección, aunque sé que va a ser una recuperación que se puede extender más allá de cuatro semanas".

Finalmente, también le dedicó unas palabras a su nuevo entrenador en la U, Darío Franco.

"No he conversado con él, pero lo que veo es un tipo ganador. En lo futbolístico, tal vez no es tan vertical, se elabora más el juego, hay transiciones, se sale jugando de atrás... Por lo poco que he visto".

powered byDisqus