Noticias

¡Antes muerta que sencilla! Mujeres recortan gastos, pero no prescinden de cosméticos

Este fenómeno es conocido como “índice lipstick” y surge en tiempos de crisis; muchas argumentan que es inversión y no un gasto

Al igual que muchos estadounidenses, Karla Maldonado ha recortado sus gastos: come menos en restaurantes y asiste a menos eventos sociales. Pero la trabajadora social de 26 años de Portland no ha escatimado en maquillaje.

Te interesa: Razones por las que no debes prestar nunca tus cosméticos

“Eso es algo de lo que no puedo prescindir”, dijo Maldonado. Y no es la única.

Muchas tiendas minoristas importantes recortaron sus perspectivas financieras para el año después de ver que los compradores dejaron de adquirir muchos artículos discrecionales en el último trimestre, excepto en artículos de belleza.

Target, Kohl’s, Macy’s y Nordstrom destacaron las sólidas ventas de artículos de belleza en sus reportes del segundo trimestre fiscal. Walmart, el minorista más grande del país, dijo que está viendo un mayor impulso en su negocio de belleza, citando fuertes ventas en cosméticos, artículos para piel y cabello. Mientras tanto, Ulta Beauty, el minorista de productos de belleza más grande del país, dijo que las ventas generales aumentaron casi un 17 % en su trimestre más reciente, en comparación con el mismo período del año pasado.

Los estadounidenses, después de meses de permanecer encerrados en casa debido a la pandemia, ahora quieren verse lo mejor posible. Mucha gente en la oficina se conoce en persona por primera vez e intentan causar una buena impresión. Mientras tanto, la gente tiene citas y acude a fiestas después de meses de usar ropa informal y atracones de Netflix en casa.

Puedes ver: Inclusión masculina, aquí algunos cosméticos para varones

Pero otra posible explicación de por qué la belleza prospera cuando los consumidores están más preocupados por sus gastos es una teoría conocida como el “índice lipstick”, que postula que la venta de los lápices labiales aumenta en tiempos de recesión económica.

El razonamiento es el siguiente: cuando la confianza del consumidor decae, la gente busca pequeñas formas de escaparse, por ejemplo comprando un nuevo lápiz labial en lugar de alternativas más caras que ya no pueden pagar. Para otros, su versión de lápiz labial podría ser una cerveza o un Caramel Macchiato en Starbucks, que reportó ingresos récord en agosto para su tercer trimestre fiscal.

Los estadounidenses han comprado más maquillaje para los ojos, la cara y los labios, un 2%, 5% y 12% respectivamente, según la firma de investigación de mercado IRI.

Sigue leyendo:
Luce una piel hermosa y saludable
Tags

Lo Último


Te recomendamos