Noticias

Niño desaparecido estaría muerto; la madre es sospechosa

La policía en el condado de Chatham Georgie notificaron a la familia que creen que el niño está muerto

SAVANNAH, Georgia, EE.UU. (AP) — Se cree que un niño que fue reportado como desaparecido en Georgia la semana pasada por parte de su madre está muerto, de acuerdo con la policía, que agregó que la mamá es sospechosa del deceso del menor.

El Departamento de Policía del condado de Chatham tuiteó el miércoles por la noche que “nos entristece reportar que el departamento y el FBI han notificado a la familia de Quinton Simons que creemos que falleció. Hemos nombrado a su madre, Leilani Simon, como la principal sospechosa en esta desaparición y muerte”.

De momento no se ha realizado algún arresto y tampoco se han presentado cargos, señaló la policía. No se pudo contactar al abogado de Leilani Simon.

El jefe policial planeaba discutir el caso durante una conferencia de prensa el jueves por la tarde.

Simon llamó a la policía el 5 de octubre para reportar que su hijo de 20 meses de edad había estado en su corralito antes de descubrir que había desaparecido. La policía buscó al infante en el vecindario donde vive la familia en las afueras de Savannah. La última vez que fue visto, el pequeño vestía una camiseta de Calle Sésamo y pantalones negros.

En la siguiente semana, la policía obtuvo una orden de registro y allanó el hogar de la familia con ayuda del FBI. Los investigadores vaciaron una piscina en el patio y utilizaron perros para buscar en los bosques cercanos.

Reportes de la policía y documentos entregados a la corte muestran que hubo problemas en las últimas semanas entre la madre del pequeño y su abuela, Billie Jo Howell, quien tenía la custodia legal de él y de un hermano mayor. Quinton, su madre y el novio de su madre vivían con Howell.

Simon llamó a la policía el 7 de septiembre luego de un altercado con su madre por la ropa por lavar en la que dijo que Howell la había empujado contra una pared, de acuerdo con un reporte de la policía. No se presentaron cargos y un agente no encontró heridas, más que el codo enrojecido de Simon.

Al día siguiente, la abuela de Quinton presentó unos documentos en el Tribunal de Primera Instancia del condado de Chatham para que Simon y su novio fueran desalojados de su casa, informó la televisora WTOC.

“Sólo quiero que se muden lo más rápido posible... Han dañado mi propiedad y en este momento nadie vive en paz”, se lee en el documento jurídico del 8 de septiembre.

Unas semanas después, el 28 de septiembre, un juez de un tribunal superior ordenó a Leilani Simon pagar 150 dólares al mes para la manutención de los niños.

Una semana después, la madre de Quinton lo reportó como desaparecido.

Tags

Lo Último


Te recomendamos