Noticias

Peña: acusaciones de EEUU contra Cartes no tienen sustento

ASUNCIÓN (AP) — El candidato del gobernante Partido Colorado para las elecciones presidenciales en Paraguay afirmó el miércoles que las acusaciones de Estados Unidos contra su padrino político, el exmandatario Horacio Cartes, por corrupción y vínculos con el terrorismo “no tienen sustento”.

Santiago Peña, un economista de 44 años, defendió durante una entrevista con The Associated Press su autonomía pese a la inocultable relación política y personal con el magnate paraguayo. Al mismo tiempo, se proclamó como una "opción diferente” dentro de la fuerza política que ha estado casi de manera interrumpida en el poder en los últimos 76 años.

“La vinculación con Horacio Cartes es innegable. Políticamente hemos trabajado juntos, he sido ministro de Hacienda del gobierno de él, pero las responsabilidades son personales”, aseveró Peña al ser consultado sobre la calificación que el Departamento de Estado aplicó al expresidente (2013-2018) como “persona significativamente corrupta”.

Recomendados

Según la acusación, Cartes -actual presidente del Partido Colorado- incurrió "en actos de corrupción antes, durante y después de su mandato”. También denunció que cobró sobornos de Hezbollah, considerada por Estados Unidos una organización terrorista.

En represalia el gobierno estadounidense congeló los activos de Cartes y sus empresas y le impidió operar en su sistema financiero.

Cartes, dueño de un conglomerado de empresas de tabaco, ganadería, finanzas, cemento, alimentos, hoteles y grandes medios de comunicación, niega los cargos.

“Todos le hemos pedido que él se defienda porque estamos convencidos de que esas acusaciones no tienen un sustento”, remarcó Peña.

Según las encuestas, Peña y el candidato de la Concertación para un Nuevo Paraguay, Efraín Alegre -líder del tradicional Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA) y acérrimo opositor a Cartes- están en una cerrada puja por la presidencia.

La nación sudamericana de poco más de siete millones de habitantes elegirá el próximo domingo a su mandatario para los próximos cinco años.

Respecto de las afirmaciones de su rival sobre que un triunfo de Peña garantizaría la impunidad de Cartes, el candidato oficialista comentó que “soy una persona que a pesar de mi juventud desde muy temprano he asumido grandes responsabilidades y yo puedo dar cuenta de mis acciones, de mis actos, de lo que yo he hecho a lo largo de la vida pública. Esto no lo pueden hacer otros candidatos”.

“Voy a trabajar por la lucha en contra de la corrupción, en contra de la impunidad en todos los estamentos... Él (por Alegre) tiene que responder mucho ante la justicia antes de pedir justicia para otros”, indicó Peña en referencia a las denuncias contra el líder opositor por supuesto desvío de fondos cuando fue ministro de Obras Públicas y Comunicación durante la breve presidencia del exobispo Fernando Lugo (2008-2012).

En respuesta a las críticas por la falta de alternancia política en Paraguay, Peña consideró que “mi responsabilidad como parte de la oferta de política pública es no ser más de lo mismo, sino ser una opción diferente dentro de un partido que ha tenido más de 100 años de historia”.

El Partido Colorado ha gobernado Paraguay desde 1947 incluso como sostén político del dictador Alfredo Stroessner (1954-1989), con excepción del breve gobierno de tinte progresista de Lugo, que terminó anticipadamente con un juicio político.

Mientras el opositor Alegre adelantó que si gana revisará la alianza con Taiwán para priorizar un mercado más conveniente como China, Peña defendió el vínculo con Taipéi aunque de manera ambigua señaló que “Paraguay se tiene que insertar al mundo, a todos los mercados, inclusive al mercado chino de 1.400 millones de habitantes”.

Paraguay es el único país sudamericano que mantiene lazos diplomáticos con Taiwán.

Peña, exfuncionario del Fondo Monetario Internacional, confía en llegar a un acuerdo favorable en la negociación con Brasil por el tratado de la represa de Itaipú cuyo punto más álgido es un anexo que fija el funcionamiento y la distribución de la energía generada por la represa que comparten ambos países.

También defendió la permanencia de Paraguay en el Mercosur pese a que el bloque regional ha estado paralizado en el último lustro por las diferencias ideológicas entre sus miembros.

————

La corresponsal de AP en Buenos Aires, Débora Rey, contribuyó con este reporte.

Tags

Lo Último


Te recomendamos