Noticias

Novak Djokovic no se sorprende por seguir ganando Slams. Y nadie debería sorprenderse

NUEVA YORK (AP) — Lo que mucha gente asumía era que, a estas alturas, Novak Djokovic, Rafael Nadal y Roger Federer ya habrían bajado de la tarima principal del tenis masculino y que otros jugadores más jóvenes empezaría a acumular títulos de Grand Slam.

Bueno, Federer se retiró. Nadal prácticamente se perdió toda esta temporada por una lesión en la cadera y confía volver en 2024 para poner fin a su carrera.

¿Djokovic? Sigue ganando y, dominante como nunca, a los 36 años.

El serbio Djokovic amaneció este lunes en la cima del ranking de la ATP y como dueño de 24 títulos de Grand Slam, un récord en la era abierta y empatado con Margaret Court por la mayor cantidad en la historia del tenis.

Su consagración en el Abierto de Estados Unidos, cristalizado el domingo tras vencer 6-3, 7-6 (5), 6-3 a Daniil Medvedev en la final, le dejó con una cosecha de tres trofeos de Slam esta temporada, en cada oportunidad venciendo a un oponente más joven.

Previo al duelo contra Medvedev, Djokovic respondió a una pregunta sobre si encuentra extraño que siga vigente ante el asedio de la nueva generación.

La respuesta, esencialmente, fue un “no”. Y la verdad es que nadie debería sorprenderse.

“Probablemente suene engreído o arrogante, pero en realidad no me sorprende. Sé cuánto trabajo y dedicación he dedicado para poder estar en esta posición. Sé que me lo merezco", dijo Djokovic previo a la final. “Siempre creo en mí mismo, en mis propias capacidades, en mi talento como tenista, para poder cumplir en los momentos que importan. Para ser honesto, no me sorprende mucho”.

“Me siente fuerte. Estoy en plenas condiciones físicas, no quiero decir ‘mejor que nunca’ pero al mismo nivel de todos estos años”, añadió.

Su marca fue de 27-1 en los Slams en 2013. La única derrota fue en la final de Wimbledon en julio, sucumbiendo en cinco sets ante Carlos Alcaraz, el prodigio español de 20 años. Huelga recordar que Djokovic superó a Alcaraz en la final del Masters de Cincinnati el mes pasado y acaba de desplazar del número uno.

En la final del Abierto de Australia en enero, Djokovic derrotó a Stefanos Tsitsipas. En la final del Abierto de Francia, superó a Casper Ruud. Ambos tenían 24 años. Medvedev tiene 27.

“Lo que de la edad es sólo un número, pues esa frase resuena en este momento conmigo", dijo Djokovic. “Ni siquiera estoy contemplando el retiro del tenis o pensar en un final cuando estoy en mi apogeo”.

Y tiene la razón.

A lo largo de su carrera, Djokovic se proclamado campeón exactamente en un tercio de los 72 Slams que ha disputado. Después de irse 12-9 en sus finales de Slam cuando era veinteañero — derrotas ante Federer, Nadal, Andy Murray y Stan Wawrinka — su foja es de12-3 en sus 30, con derrotas ante Nadal, Alcaraz y Medvedev, en la final del US Open de 2021.

Desde el comienzo de la temporada de 2021, Djokovic ha ganado siete de los 10 grandes en los que compitió, y fue subcampeón en el otro. No pudo participar de dos por no haberse vacunado contra el COVID-19.

“Necesitas reinventarte, como todos lo hacen”, dijo Djokovic, quien ganó 20 de 22 puntos el domingo con saque y volea, algo que no es su estilo. “Como alguien de 36 años compitiendo contra veinteañeros, es algo que debo hacer con más regularidad”.

Alguien le preguntó a su entrenador, Goran Ivanisevic, si Djokovic diría adiós al tenis en caso de ganar el 25to trofeo de Grand Slam para dejar atrás a Court.

La respuesta de Ivanisevic fue enfática: “No. Su plan es seguir jugando hasta los Juegos Olímpicos en Los Ángeles”.

Esas justas están previstas para 2028, para cuando Djokovic tendrá 41 años.

No existe motivo alguno para creer que eso sea un posible, tanto por el enfoque de Djokovic para estar en plenitud física y mental, además de su insaciable ambición por conquistar trofeos.

“Si gana a los 25, acabará pensando que si lo hizo a los 25, se puede a los 26. Siempre hay algo más”, dijo Ivanisevic. “Se cuida físicamente. Se cuida en todo. Cada detalle tiene que ser perfecto, preparado”.

Medvedev bromeó con Djokovic el domingo, diciéndole que se dedicara a otra cosa.

No va a pasar.

“Los tenistas van y vienen. Será el mismo destino para mí. Eventualmente, un día, me despediré del tenis”, dijo Djokovic antes de disparar su chiste: “dentro de 23 o 24 años”.

Tags

Lo Último


Te recomendamos