Noticias

Relatores de la ONU piden a la comunidad internacional que evite "un genocidio" contra los palestinos

Alertan del riesgo de "un genocidio ejecutado con medios y métodos de guerra del siglo XXI" si no hay "un alto el fuego inmediato"

MADRID, 16 (EUROPA PRESS)

Un grupo de relatores de Naciones Unidas ha reclamado este jueves a la comunidad internacional que actúe para evitar "un genocidio" contra la población palestina y han subrayado que las "graves violaciones" cometidas por el Ejército israelí desde el 7 de octubre, "particularmente en Gaza", apuntan a "un genocidio en proceso".

Así, han indicado en un comunicado conjunto que ha pruebas de un aumento de la "incitación genocida", una intención abierta de "destruir al pueblo palestino bajo ocupación" y llamamientos a una "segunda 'Nakba'" en Gaza y el resto de los Territorios Palestinos Ocupados". Los expertos han apuntado además al uso de "armas poderosas con impactos inherentemente indiscriminados" en el marco de la ofensiva contra Gaza tras los ataques ejecutados por el Movimiento de Resistencia Islámica (Hamás), lo que ha provocado "un colosal balance de muertos y la destrucción de infraestructura vital".

"Muchos de nosotros hemos hecho saltar la alarma por el riesgo de genocidio en Gaza", han manifestado. "Estamos profundamente afectados por el fracaso de los gobiernos a la hora de escuchar nuestro llamamiento y lograr un alto el fuego inmediato", han lamentado. "Estamos también profundamente preocupados por el apoyo de ciertos gobiernos a la estrategia de guerra de Israel contra la población cercada en Gaza y por el fracaso del sistema internacional a la hora de movilizarse para prevenir el genocidio", han destacado.

"Estamos profundamente preocupados por el fracaso de Israel a la hora de acordar y la falta de voluntad por parte de la comunidad internacional para presionar de forma más decisiva para un alto el fuego inmediato. Un fracaso a la hora de aplicar urgentemente un alto el fuego supone un riesgo de que la situación derive en un genocidio ejecutado con medios y métodos de guerra del siglo XXI", han advertido.

En esta línea, han expresado su preocupación por la retórica "genocida y deshumanizadora" por parte de altos cargos israelíes que han pedido "la destrucción total" y la "eliminación" de Gaza, así como la expulsión de palestinos hacia otros países de la región, al tiempo que han señalado que el país cuenta con la capacidad militar de aplicar estas intenciones.

"La comunidad internacional tiene una obligación de evitar las atrocidades, incluido el genocidio, y debe considerar inmediatamente todas las medidas diplomáticas, políticas y económicas a tal fin", han señalado.

En este sentido, han recordado que más del 40 por ciento de los más de 11.000 muertos en Gaza son niños y han hecho hincapié en que esto supone que "un niño muere y dos resultan heridos cada diez minutos", lo que, en palabras del secretario general de la ONU, António Guterres, ha convertido el enclave en "un cementerio de niños".

"Esto tiene lugar en medio del endurecimiento por parte de Israel de su bloqueo ilegal de 16 años de duración en Gaza, lo que ha evitado que la gente escape y la ha dejado sin alimentos, agua, medicina y combustible desde hace semanas, a pesar de los llamamientos internacionales para que se permita el acceso de ayuda humanitaria crítica", han argumentado.

"Como hemos dicho previamente, matar de hambre de forma intencionada es un crimen de guerra", han recalcado, al tiempo que han incidido en que la mitad de la infraestructura civil de Gaza ha sido destruida. "La realidad en Gaza, con su insoportable dolor y trauma para los supervivientes, es una catástrofe de enormes proporciones", han reseñado.

Por ello, han reiterado que "estas atroces violaciones no pueden ser justificadas en nombre de la defensa propia tras los ataques del 7 de octubre por parte de Hamás, que hemos condenado en los términos más firmes posible", al tiempo que han abundado en que "Israel sigue siendo la potencia ocupante en los Territorios Ocupados Palestinos, lo que incluye la Franja de Gaza, y por ello no pueden lanzar una guerra contra una población bajo una ocupación beligerante".

"Para que sea legítima, la respuesta de Israel debe estar enmarcada estrictamente en el Derecho Internacional Humanitario. La presencia de túneles en partes de Gaza no elimina el estatus civil de los individuos y la infraestructura, que no puede ser atacada de forma directa ni sufrir de forma desproporcionada", han argüido.

Por otra parte, han alertado sobre el aumento de la violencia contra los palestinos en Cisjordania y Jerusalén Este, tanto a manos de las fuerzas de seguridad como por parte de colonos, con al menos 190 muertos y más de 2.700 heridos, demás de 1.100 desplazados en estos territorios desde el 7 de octubre.

FIN "EN ÚLTIMA INSTANCIA" DEL "APARTHEID"

Por ello, han reiterado su llamamiento a un alto el fuego que permita la entrega de ayuda humanitaria, la liberación de los rehenes en manos de Hamás, la liberación de detenidos de forma arbitraria por parte de Israel y la apertura de corredores humanitarios "hacia Cisjordania, Jerusalén Este e Israel".

Además, han abogado por el despliegue de "una presencia internacional de protección" bajo supervisión de la ONU en los territorios palestinos, la colaboración de las partes con el Tribunal Penal Internacional (TPI), la imposición de un embargo "a todas las partes en conflicto" y abordar las "causas subyacentes" poniendo fin a la ocupación israelí.

"La comunidad internacional, incluidos no sólo los Estados sino también los actores no estatales como las empresas, deben hacer todo lo posible para poner fin inmediatamente al riesgo de genocidio contra el pueblo palestino y poner fin en última instancia al apartheid israelí y la ocupación del territorio palestino", han expuesto.

"Recordamos a los Estados miembro que lo que está en juego no es sólo el destino de israelíes y palestinos, sino el estallido de un grave conflicto en la región que lleve a más violaciones de los Derechos Humanos y más sufrimiento de civiles inocentes", han remachado los expertos firmantes.

Entre ellos figuran la relatora especial para la situación de los Derechos Humanos en los territorios palestinos ocupados desde 1967, Francesca Albanese; el relator especial sobre pobreza extrema y Derechos Humanos, Olivier De Schutter; la relatora especial de los derechos de desplazados internos, Paula Gaviria Betancur; y el relator especial pra la promoción y protección de los Derechos Humanos y las libertares fundamentales en operaciones contra el terrorismo, Ben Saul.

Israel lanzó su ofensiva tras los ataques de Hamás, que dejaron cerca de 1.200 muertos y unos 240 secuestrados. Las autoridades de la Franja, controladas por el grupo islamista, han elevado este mismo jueves a 11.500 los muertos, entre ellos, 4.710 niños, mientras que cerca de 3.500 personas se encuentran desaparecidas bajo los escombros.

Tags

Lo Último


Te recomendamos